PSOE incluirá en su programa electoral una nueva regularización sensible hacia los emigrantes retornados

630
Andalucía al Día, Menacho-emigrantes retornados

El senador socialista, Francisco Menacho, y la presidenta de la Asociación de Emigrantes Retornados y candidata al Congreso, Eva Foncubierta, han advertido hoy de que el 80 por ciento de los emigrantes retornados aún no han regularizado su situación con Hacienda. Menacho ha criticado hoy duramente el oscurantismo del Gobierno del PP que no ofrece datos sobre la problemática que afecta a este colectivo compuesto por unas 45.000 personas en la provincia de Cádiz. Así, ha explicado que, pese a haber solicitado en el Senado información sobre el número de personas que había solicitado la regularización, qué cantidad había recaudado el Gobierno en cada provincia y qué cantidad había reintegrado a los pensionistas tras el proceso de regularización, “el Gobierno no dio respuesta alguna y se va a escapar por la disolución de las Cortes pero la volveremos a presentar”.

“Se le debía de caer la cara de vergüenza al Gobiero del PP por los tres años de sufrimiento hacia personas que dejaron su tierra para sacar a los suyos adelante y cuando han vuelto y traen divisas a España, los siguen tratando como delincuentes”, ha criticado Menacho, lamentando que se les estén cursando notificaciones y sanciones con intereses de demora e insiste en que “si el Gobierno está mandando de oficio los pagos, que haga de oficio también el reintegro de las devoluciones”. En este punto, Eva Foncubierta ha informado, según datos del colectivo, de que hasta el momento el Gobierno ha recaudado 20 millones de euros en sanciones y multas pero solo han devuelto trece millones y por eso exigen que esos siete millones que se devuelvan de oficio.

“Todo ha sido una farsa, pues el periodo de regularización comprendía del 1 de enero al 31 de junio de 2015, los pensionistas recibieron las cartas, tuvieran o no que regularizar su situación, a finales de febrero, y en abril ya se dejó de prestar servicio en las delegaciones territoriales de Hacienda”, ha apuntado.

La presidenta del colectivo ha ilustrado la dureza de la situación con un caso particular de los miles que conoce, “con una pensión de 1.200 euros, una persona mayor tiene que pagar 900 euros para regularizar su situación, de qué vive entonces”. En paralelo, el senador ha rechazado que la obligación de declarar las pensiones con carácter retroactivo conlleve penalizaciones. “El plazo que les ha dado el Gobierno para regularizarlo es tan corto que hay familias y pensionistas que han tenido que pedir préstamos bancarios” para poder devolver las cantidades exigidas por la Agencia Tributaria, ha recordado.

Tanto Menacho como Foncubierta han realizado aportaciones, vía enmiendas al programa electoral que se aprobará en la Conferencia Política del PSOE para que el texto recoja “una nueva regularización sensible hacia el colectivo, más flexible y con un tratamiento fiscal más justo”, además de contemplar cuestiones puntuales como que los pensionistas con invalidez reconocida en el extranjero estén también exentos de declarar como sucede con los casos españoles.