ALMUR apuesta por la flexibilidad y la racionalización de los horarios

640
Andalucía al Día, ALMUR

Comprometidas con impulsar medidas que faciliten la conciliación de la vida familiar, personal y laboral, las empresarias de Almería han abordado los efectos positivos que conllevaría la armonización de los horarios españoles con el resto de países de nuestro entorno, en un acto organizado por ALMUR, en colaboración con Obra Social La Caixa y que ha contado con la participación del presidente de la Comisión Nacional para la Racionalización de los Horarios Españoles- ARHOE, José Luis Casero.

Con el título ‘Modelo Socioeconómico de España para la Optimización del Tiempo”, el presidente de ARHOE explicó en su intervención los múltiples beneficios que aportaría un uso racional y armónico del tiempo en los distintos ámbitos de la vida y abogó por volver al horario de Greenwich, según corresponde a la situación geoestratégica de España y abandonar el de Berlín, horario que rige a España desde 1940.

Señaló que la necesidad de unos horarios racionales tiene como objetivos prioritarios: “conciliar nuestra vida familiar y laboral, aumentar la productividad, apoyar el rendimiento escolar, favorecer la igualdad; disminuir la siniestralidad, mejorar nuestra calidad de vida; cuidar y mantener hábitos saludables y, en definitiva, dar mayor valor al tiempo”.

La presidenta de ALMUR, Rosario Alarcón, y la directora de la Oficina de la Caixa en la Rambla Obispo Orberá, María del Mar Peláez Matéu, participaron en el acto de presentación.
Rosario Alarcón aseguró que la conciliación es rentable y que la conciliación de la vida familiar y laboral puede ser perfectamente compatible, señalando que “unos horarios más racionales favorecerían la corresponsabilidad”.

María del Mar Peláez Matéu destacó que la familia es la célula de la sociedad, aportando datos que ponen de manifiesto el compromiso social inherente a CaixaBank, entidad que en los últimos ocho años ha destinado 500 millones de euros a la Obra Social La Caixa. Actuaciones que, por ejemplo en Almería, han llegado a toda la provincia gracias a iniciativas como Educaixa, programa Incorpora, formación a mayores, o comedores sociales, entre otras.