Andalucía pone en marcha el primer Plan de Investigación e Innovación en Servicios Sociales

176

La consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz, ha presentado el I Plan de Investigación e Innovación en Servicios Sociales de Andalucía 2021-2025 que tiene como objetivo avanzar en la eficacia y mejora continua de las prestaciones a la ciudadanía, prevenir las necesidades sociales y mejorar los recursos que se destinan a las personas. Según ha explicado, se trata del primer proyecto de estas características que se pone en marcha no solo en la Comunidad sino en toda España: “Un plan pionero, participativo e innovador que busca promover el talento y la creatividad y que cuenta con un presupuesto de 11,6 millones de euros”.

“Volvemos a poner a Andalucía en la vanguardia de la gestión de los servicios sociales, que más que nunca tras la gravísima pandemia por Covid-19 que hemos sufrido, se afianzan como el cuarto pilar del Estado del Bienestar”, ha subrayado. Así, Ruiz se ha referido a “la necesaria transformación digital” que ha llevado a cabo su departamento en la que se enmarca este nuevo plan: “Para nosotros, la llegada de la innovación ha sido una apuesta fundamental: agilizar para dedicar tiempo a las personas, a la intervención, conseguir que los trabajadores y trabajadoras sociales se dediquen a ofrecer un proyecto de vida a las personas más vulnerables, pasando del personal burócrata que ofrece asistencialismo al profesional que logra su inclusión”.

Según ha explicado la consejera, con el I Plan de Investigación e Innovación en Servicios Sociales, se da un paso más en el nuevo modelo de atención centrada en la persona al poder contar con el conocimiento para saber qué necesita y ofrecer planes individualizados y herramientas eficaces a cada persona o familia: “Estamos hablando de reducir los tiempos de tramitación, agilizar procedimientos, favorecer la calidad de respuestas según las necesidades y optimizar los cuidados y recursos”.

Sin embargo, ha remarcado, “no hay innovación fundamentada y responsable sin investigación. Los servicios sociales se enfrentan a una realidad cambiante pero las aportaciones eficientes requieren de orientaciones e innovaciones que actualicen convenientemente la intervención, la organización de los recursos, las directrices, las políticas y los criterios éticos”.

Asimismo, Rocío Ruiz ha destacado, por un lado, el carácter instrumental del Plan, ya que los objetivos afectan a la propia organización y al entorno en el que intervienen los servicios sociales y favorecen que la estructura funcione más eficaz y eficientemente. Y por otro lado, la creación de la Red Andaluza de Investigación de Políticas Sociales, una organización colaborativa donde se integran personal investigador y grupos de investigación bajo el principio del fomento de la calidad y la excelencia científica.

Hasta 61 medidas para 3 líneas estratégicas

El I Plan de Investigación e Innovación en Servicios Sociales de Andalucía cuenta con 3 líneas estratégicas vinculadas a 14 objetivos generales y 23 específicos que se desarrollarán en 61 medidas. La primera de estas líneas se refiere a la ciudadanía, con la premisa de que la visión que las personas usuarias manifiesten sobre los servicios sociales permitirá investigar sobre las carencias y alternativas, buscando una intervención más ajustada a la realidad. Entre las 15 actuaciones que comprende, destaca la promoción de iniciativas público-privadas para mejorar la empleabilidad de personas en situación de vulnerabilidad o la investigación sobre prácticas de valoración para una atención integral.

La segunda línea estratégica tiene que ver con el propio Sistema de Servicios Sociales de Andalucía, con el objetivo de reforzar su capacidad organizativa. Con hasta 31 actuaciones, esta línea desarrollará la creación del Observatorio Andaluz de Servicios Sociales, una línea de subvenciones de la Consejería para cofinanciar proyectos de investigación e innovación y la explotación de los sistemas CoheSSiona y ProgreSSa, entre otras.

Por último, la tercera línea estratégica del Plan se refiere a los y las profesionales y el personal. Bajo la premisa de cuidar el capital humano, este punto tiene como objetivo el refuerzo de la capacitación y formación permanente y el fomento de agentes y redes mediante herramientas tecnológicas o la mejora de la praxis profesional. Entre sus 15 actuaciones, se desarrollará un seminario permanente de innovación social, el congreso bianual Tecnosocial y la firma de convenios de colaboración entre agentes investigadores y Administraciones para investigación aplicada.

Asimismo, el Plan de Investigación e Innovación propone la creación de dos comisiones: una Permanente para coordinar a las entidades responsables e implicadas; y otra de carácter científico – técnico.

El Decreto de la Historia Social Única antes de mayo

En el marco del proceso de modernización y digitalización que están experimentando los servicios sociales en Andalucía, Rocío Ruiz se ha referido al esfuerzo de su departamento por sacar adelante el proyecto de la Historia Social Única, una herramienta pionera en España que permitirá unificar toda la información relativa a los servicios sociales de una persona usuaria y que ya ha dado sus primeros pasos con el Registro Andaluz de Prestaciones.

“Nuestro objetivo es que el Decreto correspondiente esté aprobado antes de mayo, puesto que el visor profesional ha supero las pruebas con éxito. Esta semana llegará al Consejo Consultivo para que, en unos meses, sea una realidad. Un paso más en el nuevo modelo de atención que hemos instalado centrado en la persona e integral. Y que se aplique realmente, como establece la ley, la figura del personal de trabajo social de referencia, esencial en el sistema”, ha señalado.

Finalmente, ha anunciado la próxima formulación del Plan Estratégico de los Servicios Sociales de Andalucía, “la herramienta que marcará las políticas sociales en esta Comunidad. Con él, lograremos una planificación ordenada y prospectiva de todas las estrategias, recursos, servicios y prestaciones de servicios sociales en Andalucía”. Todo ello, tras la exitosa implantación del Mapa de Servicios Sociales, que permite conocer la distribución de los más de 4.000 centros de toda la Comunidad; y la aprobación en 2020 de la Estrategia Ética de los Servicios Sociales de Andalucía, que marca la senda para hacer realidad una cultura de la ética basada en valores acordes a los cambios sociales del momento.