Antonio Guterres próximo Secretario General de las Naciones Unidas

908
Antonio Guterres. Foto de archivo: Centro de Noticias ONU/Manuel Elias

El ex primer ministro socialista portugués Antonio Guterres, ha sido elegido Secretario General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), el 5 de octubre, para los próximos 5 años. A partir del 1 de enero de 2017, el que encabezó el Alto Comisionado de la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR), pasará a liderar el órgano de mayor representación diplomática de la organización a sus 67 años.

¿Cuáles son las funciones del Secretario General? Además de ser el diplomático que representa a los 193 Estados miembros, es también la autoridad moral, el símbolo de los ideales de la ONU, y por lo tanto, el portavoz de los intereses de las tan distintas sociedades del mundo. Asimismo, el secretario tiene el poder y el deber de ‘llamar la atención’ al resto de órganos (incluido el Consejo de Seguridad), en caso de que bajo su opinión, la paz y la seguridad internacional estén en riesgo.

¿Qué mundo ‘heredará’ Antonio Guterres y a qué se tendrá que enfrentar como futuro secretario?

No podemos saber qué pondrá en riesgo la seguridad internacional a partir de enero de 2017, sin embargo, sí prevemos que la crisis de refugiados, el terrorismo, y los numerosos conflictos armados que protagonizan la amenaza internacional hoy en día, seguirán siendo noticia en enero muy a nuestro pesar.

Guterres se servirá de su larga experiencia como Alto Comisario de la ONU para los Refugiados, para enfrentarse a la crisis humanitaria en Europa más grave desde la Segunda Guerra Mundial. Millones de personas huyen desgarradas de lo que ayer era su hogar, y hoy se ha convertido en un campo de batalla en el que los últimos intereses que se defienden son los de esos ciudadanos. Estas familias atraídas por el “aroma a valores democráticos”, mueren por llegar a las costas europeas; donde los gobiernos sacan a luz lo que unos califican como “falta de capacidad para abordar la situación”, y otros lo llaman simplemente hipocresía.

Por otro lado, Guterres también tendrá que combatir uno de los problemas más globales y complejos del momento, los ataques llevados a cabo por organizaciones terroristas. Estos ataques no sólo perjudican a la comunidad internacional acabando con las vida de miles de personas inocentes en Oriente y Occidente, sino que además, a través del impacto psicológico de sus crímenes, los terroristas manipulan a la sociedad y dividen los pueblos alimentando la xenofobia, el racismo, y con ello estimulan el apoyo a los populismos de extrema derecha. Todas estas armas sociales se convierten en fuertes catalizadores del extremismo violento, aumentando el número de miembros de las organizaciones, y así asegurando la supervivencia de éstas.

Uno de los conflictos armados que ha disparado tanto el número de refugiados en el mundo, como el de los ataques terroristas es, sin duda, la guerra de Siria. Después de 5 años de terror y sangre, el gobierno de Bashar–al-Asad, la oposición Siria, el Estado Islámico o Daesh, y otros grupos jihadistas como el Frente Al-Nusra, continúan la guerra en el país. Asímismo, los constantes fracasos de los acuerdos para el alto al fuego entre Estados Unidos y Rusia, alargan fríamente el dolor de esta guerra. Quizás el próximo Secretario General, sea capaz de instar el entendimiento entre las dos potencias, y así facilitar el fin de este brutal enfrentamiento, que ha acabado con la vida de más de 470.000 personas, y ha obligado a dejar sus casas a millones de personas.

¿Por qué Antonio Guterres ha sido el elegido entre los 12 candidatos?

A pesar de que muchos esperaban para 2017 a una mujer para el cargo, o a alguno de los candidatos con nacionalidad de Europa del Este, la embajadora estadounidense para las Naciones Unidas, Samantha Power, reafirmaba la decisión del Consejo de Seguridad destacando la experiencia, versatilidad y visión de Guterres entre el resto de los candidatos.

Antonio Guteres durante el debate de los candidatos a la Secretaría General respondía así a la pregunta: “¿Por qué crees que tú debes ser el próximo Secretario General de las Naciones Unidas?”

“En este momento necesitamos dos cosas: liderazgo y valores. Los valores que todas las sociedades que se están convirtiendo en multiétnicas y multiculturales necesitan para fomentar la inclusión, la cohesión; para hacer sentir a esas personas que pertenecen a ese lugar, para valorar la diversidad y para confrontar y derrotar el populismo político, la xenofobia, el racismo y el extremismo violento. Y yo creo que estos valores son los valores en los que he creído toda mi vida”.

Parece que el futuro Secretario General para las Naciones Unidas ya nos ha mostrado hacia dónde conducirá su mandato, “diversidad como riqueza y no como amenaza”, decía Antonio Guterrres el pasado 22 de septiembre en el Fórum de Brookings Cities and Refugees.