El Hospital del Alto Guadalquivir enseña a alumnos de primaria cómo actuar ante una emergencia

506
Andalucía al Día, Hospital Alto Guadalquivir

Profesionales del Hospital Alto Guadalquivir, de Andújar, han realizado el pasado lunes, 15 de febrero, un taller de emergencias sanitarias y primeros auxilios en el centro educativo Sagrada Familia (SAFA) de la localidad, en el que han participado más de 150 alumnos de entre 10 y 12 años. El objetivo de esta actividad ha sido ofrecer las pautas necesarias para que los pequeños sepan cómo actuar ante un incidente de este tipo tanto en el hogar como en cualquier lugar público.

Durante aproximadamente tres horas, los alumnos han recibido una breve explicación teórica. Tras ella, se han organizado varios grupos que han pasado por los tres talleres prácticos de desobstrucción de las vías respiratorias, reanimación cardiopulmonar con maniquíes y posición de seguridad. Éstos han sido impartidos por los enfermeros Luis Javier Carmona y Matilde Barbero, junto al celador Juan Carlos Zambrana.

Según han apuntado estos profesionales, “es fundamental ir dotando a la población en general, y entre ellos a los niños, de conocimientos para que sepan cómo actuar ante una persona que ha sufrido, por ejemplo, una parada cardiorrespiratoria, a la que se le ha interrumpido de forma brusca e inesperada la respiración y la circulación espontáneas. Que este paciente se recupere sin secuelas neurológicas exige que los tiempos de actuación sean mínimos. Mantener la calma, avisar a los servicios sanitarios o a un adulto y comenzar a realizar las maniobras de reanimación son algunas de las cuestiones que hemos querido trasladar a los niños en esta actuación”.

La técnica de reanimación cardiopulmonar consiste en el mantenimiento de la vía aérea abierta, de la respiración y de la circulación de la sangre sólo con las manos y la boca, aunque se pueden usar dispositivos de barrera para la vía aérea, para evitar así el contacto directo con la víctima. Este es el segundo paso de lo que se denomina como ‘Cadena de Supervivencia’.

Este protocolo consta de cuatro eslabones bien diferenciados e imprescindibles a la vez. En primer lugar, hay que alertar con rapidez al servicio de emergencias sanitarias al número 061, para después comenzar con las maniobras de reanimación cardiopulmonar básica de forma eficaz y hasta que llegue un equipo médico. El tercer paso es efectuar la desfibrilación precoz, que consiste en un tratamiento eléctrico de la arritmia que ha producido la parada. Por último, se producirá el traslado del paciente al hospital más cercano.

Los equipos de emergencias del 061 en Andalucía han atendido en 2015 unos 1.000 casos de parada cardiorrespiratoria, de los cuales, un 8% ha logrado sobrevivir gracias a la intervención de ciudadanos formados en primeros auxilios, que han sabido seguir los consejos dados desde el Centro de Coordinación para aplicar las técnicas de reanimación básicas mientras llegaban los equipos sanitarios. El 28% de los pacientes que han sido asistidos sus profesionales en situación de parada recuperan el pulso y la circulación antes de llegar al hospital.

Profesiones sanitarias

Los tres profesionales del Hospital Alto Guadalquivir han aprovechado también su estancia en el centro educativo andujareño para ofrecer otro taller a los alumnos de 4 años explicando en qué consiste las profesiones sanitarias, qué hacen y para qué sirven.

Esta actividad responde a la petición del propio colegio con el fin de iniciar a los niños en el conocimiento de las diferentes profesiones y oficios, además de promover actitudes tales como la curiosidad y el interés por el entorno social.

A ellos se les ha ofrecido igualmente nociones básicas de prevención de accidentes y alerta a los servicios de emergencias en caso de que ocurra algún problema, además de enseñarles material que usan los sanitarios en su trabajo. Protección Civil ha colaborado con la actividad llevando uno de sus vehículos, donde se han podido subir los pequeños.