La importancia de llamarse Laura Piel

Crónica de un café vía skype con la Directora General de MEU Granada.

1367
Laura Piel, Directora General de MEU Granada, en MEU Varsovia.

Laura Piel es la Directora General del Modelo de Unión Europa (MEU) de Granada. Lo ha retomado tras un parón de la asociación que lo solía organizar y un año de silencio mientras gestionaba sus futuros estudios de Relaciones Internacionales en Polonia, donde se encuentra hoy.

Nació en Bonn (Alemania), provincia de Granada, que diría Carlos Cano. Se mudó siendo una niña a la ciudad nazarí de la que guarda el acento. Como decía, organiza el MEU que tiene la que probablemente es la representación de lo que debería ser la Unión Europea: Algo que cuando se acabe lo institucional y mirara al punto más alto que tiene la provincia, tuviera por necesidad que pasar a través de la diversidad. Algo así se verá en el pack social, que llevará al mirador de San Nicolás a casi cien participantes de diecinueve países distintos que debatirán durante cinco días sobre clonación animal con propósitos ganaderos y los sistemas de garantías de depósitos.

Me gusta recalcar el hecho de que Laura Piel y su equipo hayan devuelto el MEU a Granada. En la experiencia personal se queda el penúltimo, MEU Granada 2013, que fue un éxito: Acudieron más de cien jóvenes de quince países distintos y la organización estuvo de lo más pulcro (imagínense gestionar billetes de avión, llegadas, reservas…) Sin embargo, el hecho de que la primera generación granadina de BETA España (entidad organizadora) terminaran la carrera y encontrasen trabajo fuera hizo que no quedara nadie, reflotarlo parecía imposible y, sin embargo, aquí está. Granada volverá, de alguna forma, a ser la capital de la Europa joven por unos días.

Laura cuenta que la organización ha sido una odisea: La mayor parte del equipo se encuentra de Erasmus. En concreto Laura está gestionando toda esta marabunta de papeles, llamadas y mails desde Polonia. La táctica fue apretar durante el verano para atarlo todo, de forma que cuando se fuera cada cual a su destino sólamente les quedara pendiente cosas que se pudieran resolver mediante skype y correos electrónicos. Así ataron colaboraciones, apoyos institucionales y cerraron las inscripciones.

En cuanto al debate, me cuenta que espera polémica. Como les decía, el tema es la donación de animales para propósitos ganaderos, ¿Primará esta vez la economía frente a la biología ética? En cualquier caso, cuando habla de qué espera de los participantes más allá de la dialéctica responde que tiene clarísimo que lo importante es que lo pasen bien, uno de los pocos clichés veraces que existen.

MEU Granada es una de las razones por las que en España el euroescepticismo está bastante por debajo de la crítica constructiva a Europa, que sólo mejorará a través de la cohesión y la fraternidad que aquí se proponen. El 19 de octubre se inaugura, la tarea es difícil, pero ya está casi conseguida: Hacer que Granada vuelva a crear Europa, de ahí la importancia de llamarse Laura Piel.