La lluvia Carlos Goñi sobre Miguel Ángel Blanco

Carlos Goñi escribió "una lluvia violenta y salvaje" en memoria de Miguel Ángel Blanco.

871
Carlos Goñi, líder de Revólver, en una de las fotos promocionales de su nuevo disco: "Capitol"

ETA está por acabarse definitivamente, por eso no sale en el título, no merece que le nombren más, se acabó.

El que yo me ponga a escribir sobre todo esto viene porque desde hace un par de meses estoy volviendo a escuchar en el metro un disco maravilloso, el Básico 2 de Revólver. Es uno de los discos de mi vida. Lo llevo escuchando desde, qué se yo, hará quince años de esto, el disco tiene veinte. El corte tres siempre me pareció confuso, se llama “una lluvia violenta y salvaje”, siempre lo traté como una canción sobre una excursión, haría diez años que no la escuchaba.

Hará un mes, recogí como del aire una cuarteta de versos:

Y si no hay nadie que pueda detener
la tormenta que nos moja sin parar
usaremos nuestra fuerza tanto si esta mal o bien
para estar secos por siempre de una vez.

La canción tiene un sentido que no había visto. Una canción banal sobre una lluvia cualquiera de repente era una denuncia social.

Meses más tarde recuerdo a Miguel Ángel Blanco, seguramente mi primera noción política más allá de cánticos socialistas. Aquel secuestro, aquel asesinato tan miserable. Y a las cuatro cayeron dos rayos/ segando de cuajo otro árbol más. Recuerdo ver la manifestación en la televisión, las manos blancas. Recuerdo cantar puerilmente aquello de “libertad, libertad, sin ira libertad”. Hoy me emociona aquella manifestación. España ha demostrado ser un país de paz muchas veces, esa fue la primera vez que tuve noción de qué era la paz y qué no lo era. Las primeras lecciones de política que me dio mi padre seguramente irían por aquí.

Un año más tarde fue Jiménez Becerril y su mujer, Ascensión García. En 2014 entré en la Comisión Organizadora de la Simulación del Congreso Español, en unas jornadas de presentación nos visitó Teresa Jiménez Becerril, hermana del anterior. Le pregunté si trabajaba con las membresías irlandesas en el ámbito del terrorismo.

Lamentablemente vinieron muchos más. Y cayo hasta calarnos los huesos, y cayo fría
y sin compasión.

El 20 de noviembre de 2011, cuando dijeron que se acaba la violencia, parecíamos haber ganado ya. Estoy seguro de que en el Gobierno se miraban los unos a los otros.

ya veremos quien deja de existir/ porque un árbol vale tanto como el precio de su hacha.
Hoy a lunes de mes de octubre en mi pais.

Es martes vestido de lunes, ciertamente, primer día de la primavera de dos mil diecisiete. Y hemos ganado. Antes de ayer leí que esta canción era sobre Miguel Ángel Blanco. Escribo tal cual lo descubro. Querámonos un poquito, somos un gran país: Después de tanta lluvia, por fin estamos secos.