La Universidad de Sevilla se une a un proyecto europeo para combatir la violencia de género entre mujeres inmigrantes

Instituciones de seis países trabajan de forma conjunta para ayudar a uno de los grupos más afectados por la violencia de género

685
Andalucía al Día, captive US

La Universidad de Sevilla trabajará durante dos años en la prevención, identificación, formación e intervención en relación con la violencia de género en mujeres inmigrantes, con una especial atención a las mujeres refugiadas, un grupo especialmente vulnerable. Estas acciones se enmarcan en CAPTIVE, un nuevo proyecto europeo que promoverá el trabajo colaborativo con otros cinco países (Italia, Francia, Reino Unido, Alemania y Malta, que coordina el proyecto) y que ha comenzado su andadura con una reunión celebrada en la Universidad de Malta los días 19 y 20 de diciembre de 2016.

El equipo sevillano del proyecto está compuesto por José González-Monteagudo, de la Facultad de Ciencias de la Educación, y las investigadoras María Jesús Cala y Eva Trigo, de la Facultad de Psicología. Además, la Universidad de Sevilla contará con la colaboración de varias entidades locales, entre las que figuran el Ayuntamiento de Sevilla y las asociaciones Sevilla Acoge y EducaciONG.

Junto a la importancia social y humana de analizar y combatir la violencia de género, los responsables del proyecto han destacado que la novedad del mismo reside en trabajar específicamente con, por y para las mujeres inmigrantes. Este grupo sufre elevados niveles de violencia de género, con tasas que superan las agresiones que padece el conjunto de mujeres residentes en Europa.

El proyecto CAPTIVE mapeará la violencia de género en los seis países participantes y en el conjunto de la Unión Europea, identificando y comparando las buenas prácticas, los programa de intervención, los recursos existentes, los perfiles de los grupos profesionales implicados y el rol activo de las asociaciones y de la sociedad civil. El proyecto pretende trabajar en red con las asociaciones, grupos de mujeres y colectivos profesionales que intervienen en la lucha contra la violencia de género en mujeres inmigrantes, potenciando la colaboración, la comunicación mutua y el cambio de actitudes.

Un importante foco del proyecto consiste en empoderar a las mujeres inmigrantes para tener un papel protagonista en la identificación, prevención e intervención de la violencia de género, con especial atención a una formación de larga duración de mujeres migrantes como “agentes etnoculturales” y comunitarios, que tengan un rol activo en la lucha contra la violencia de género y sirvan como apoyo para las mujeres inmigrantes. Con ese fin, se les dotará de los recursos metodológicos y de los conocimientos necesarios para poder colaborar adecuadamente con los profesionales que intervienen en este ámbito. El trabajo con estos profesionales será muy relevante en este proyecto, de cara a favorecer el conocimiento mutuo y una colaboración mejorada de los diferentes colectivos.

El objetivo último del proyecto CAPTIVE consiste en promover un modelo eficaz y sostenible de cooperación europea en el campo de la prevención, lucha contra la violencia de género y apoyo a las mujeres migrantes, tanto las víctimas como las potenciales víctimas. Junto al enfoque participativo y de intervención del proyecto, el equipo español ha resaltado la importancia de las redes sociales y de los medios de comunicación para trabajar en el cambio de actitudes y de comportamientos, tanto de los hombres como de las mujeres.