“La voz dormida”, de Dulce Chacón, un canto a la paz, a la libertad y a la justicia

1130
Andalucía al Día, Dulce Chacón

El sábado 10 y el domingo 11, a las 20:30, se presenta en Sevilla, en LA FUNDICIÓN, la primera adaptación al teatro de la novela de Dulce Chacón «La voz dormida», en la que la actriz sevillana Laura Toledo encarna a la protagonista, Pepita Patiño, para narrar una historia de posguerra,

La novela, que narra la historia de un grupo de mujeres encarceladas en la madrileña Prisión de Ventas, fue adaptada al cine en 2011 por Benito Zambrano y se enfrenta ahora por primera vez a su adaptación en el escenario por parte de Cayetana Cabezas, bajo la dirección de Julián Fuentes Reta y con la música de Luis Paniagua en una producción de Salvador Collado y EUROSCENA

“La voz dormida” nace de mano de la escritora española Dulce Chacón. Basada en la posguerra española, un grupo de mujeres encarceladas en la madrileña prisión de Ventas enarbola la bandera de la dignidad y el coraje como única arma posible para enfrentarse a la humillación, la tortura y la muerte. Como bien dice su autora “Es una historia de tiempos de silencio, donde relata el sufrimiento de aquellas mujeres que perdieron una guerra y la agonía que vivían sin conocer cuál sería su final”. La obra está documentada en historias reales, la autora suavizó alguna de ellas e introdujo nuevos matices. Fue su última novela publicada en 2002 y premiada en la Feria del Libro de Madrid por el Gremio de Libreros de Madrid como Libro del Año 2003.

Pepita Patiño, la cordobesa que inspiró la novela de Dulce Chacón “La voz dormida” lleva tejida su propia historia, una historia de amor y miedo que Dulce Chacón transformó en un alegato contra la represión de la postguerra que viene a devolver la palabra y la dignidad arrebatadas a la mujeres del bando perdedor.

Pepita Patiño murió a sus 91 años en Córdoba. Su historia se ha llevado a la narrativa, al cine y ahora nosotros la llevamos al teatro con motivo de su muerte para que su historia llegue a los máximos corazones posibles.