Las cooperativas andaluzas buscan alcanzar nuevos mercados con sus novedades en Fruit Attraction

176
Fruitt Attraction
El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, junto al consejero de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía, Rodrigo Sánchez Haro, y el presidente de Cooperativas Agro-alimentarias de Andalucía, Juan Rafael Leal Rubio

Desde hoy martes y hasta el próximo jueves, medio centenar de cooperativas hortofrutícolas presentan sus productos e innovaciones en la feria internacional Fruit Attraction 2018, que cumple su primera década convertida en un referente mundial. Hasta la Institución Ferial de Madrid (Ifema) se han desplazado numerosos responsables de la organización regional y oficinas provinciales, entre otros, el presidente de Cooperativas Agro-alimentarias de Andalucía, Juan Rafael Leal Rubio, y el director de la organización, Jaime Martínez-Conradi Álamo, quienes han visitado las zonas de exposición de las cooperativas andaluzas y participado en diferentes eventos y presentaciones.

Almería vuelve a ser la provincia con mayor número de empresas (cooperativas y sociedades agrarias de transformación) con espacio propio, con una docena de ellas socias de la federación. Tal es el caso de Casi, especializada en tomate; Unica Group, principal exportadora hortofrutícola de España; Biosabor, centrada en las producciones ecológicas y su diversificación; Vicasol, Murgiverde, Indasol, Coprohníjar, Natur Choice , Ejidomar, Dunamar, Las Hortichuelas o Costa de Níjar, las cuales han llevado hasta la capital de España sus principales novedades, principalmente en hortícolas.

Por su parte, quince cooperativas de Granada asisten a la décima convocatoria de Fruit Attraction, coordinadas por la oficina provincial y con el apoyo de la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural. Concretamente, participan Granada-La Palma, El Grupo, Procam, SAT Hortoventas, Centro Sur, Agrícola San Francisco ‘Cosafra’, Los Gallombares, Hortovilla, San Isidro de Loja y la cooperativa de segundo grado Espárrago de Granada, en la que se integran, a su vez, Agroláchar, Vegachauchina, Espafrón, Agromesía y Espalorquiana.

Coincidiendo con la inauguración de la feria, han celebrado ‘El Día de Granada’ y han presentado el catálogo actualizado de cooperativas hortofrutícolas de la provincia.
El colorido ha llegado a Madrid de la mano de Huelva, con su oferta de fresas y berries, principalmente, aunque también de cítricos y frutas de hueso, a través de la participación de Cuna de Platero, Fresón de Palos, Grufesa y la cooperativa de segundo grado Onubafruit, que aglutina las producciones de Hortofrutícola de Cartaya ‘Cartayfres’, Costa de Huelva ‘Coophuelva’, SAT Condado de Huelva, Freslucena y Nuestra Señora de la Bella ‘Cobella’. También han asistido Bonafru, Frutas El Pinar, Fresaflor y Frutas de Bonares.

Precisamente, los cítricos son una de las principales propuestas de las provincias de Sevilla y Córdoba, representadas, en el primer caso, por las cooperativas Productores del Campo y SAT Síntesis, con stand propio, y la cooperativa San Sebastián de Lora del Río, que asiste junto al ayuntamiento de su localidad. Por parte de Córdoba, SAT Sunarán y Agrícola de Regantes participan también en áreas compartidas, mientras procedente de Málaga, encontramos a SAT Trops, en espacio único, con su apuesta líder en frutas subtropicales.

En suma, una gran variedad de frutas y hortalizas, con las que las cooperativas hortofrutícolas de Andalucía quieren dar a conocer a más de 70.000 visitantes profesionales procedentes de 120 países diferentes, al objeto de consolidar mercados y abrir nuevas oportunidades comerciales.

No olvidemos que el sector de las frutas y hortalizas es uno de los más relevantes dentro de la federación, con cerca de 200 cooperativas asociadas las cuales facturaron en conjunto más de 2.700 millones de euros durante 2017. Con estos datos, su aportación al conjunto de Andalucía es más que notoria, así como su contribución a la buena marcha de las exportaciones del sector, que el año pasado superaron los 4.900 millones de euros, prácticamente el 40% de todas las ventas hortofrutícolas de España.