Jornada de convivencia entre profesionales y pacientes de la Unidad de Esclerosis Múltiple del Hospital Macarena

406
Andalucía al Día, Escelerosis Múltiple

Recientemente tuvo lugar en el parque del Tamarguillo la actividad ‘Movimiento y Harmonía’, organizada por la Unidad de Esclerosis Múltiple del Hospital Virgen Macarena en colaboración con la Asociación Hispalense de Terapia Ecuestre. Una jornada a la que asistieron más de 50 personas, promocionada por el Ayuntamiento de Sevilla y ejecutada por los fisioterapeutas de la Unidad de Neurofisioterapia del Hogar Virgen de los Reyes.

Los pacientes afectados por esclerosis múltiple y esclerosis lateral amiatrófica pudieron disfrutar junto con sus familiares y cuidadores de un día de convivencia al aire libre. La jornada comenzó con una actividad en grupo donde los participantes pudieron experimentar diferentes ejercicios desarrollando la conciencia del movimiento en armonía con la naturaleza. No faltaron técnicas con sonidos y respiratorias que potenciaron la efectividad de los movimientos que se fueron realizando.

Todo ello promovió una dinámica de grupo que fortaleció la unión entre los pacientes y familiares, concienciándolos de la importancia que supone en estas enfermedades crónicas compartir experiencias e identificarse unos con otros.

Asimismo tuvo lugar una sesión de musicoterapia a cargo de Ignacio Béjar que deleitó con su música sufí y su utilización como instrumento terapéutico de autoconocimiento corporal.

A continuación tuvo lugar un almuerzo compartido entre los asistentes con el fin de fomentar la comunicación y la socialización entre personas que se encuentran en situación similar.

Durante toda la tarde prosiguieron más actividades como el laberinto sensorial, donde los pacientes descalzos pudieron experimentar distintos tipos de terrenos y materiales para estimular la sensomotricidad; las técnicas de meditación guiadas como instrumento de relajación y los ejercicios en grupo para desarrollar una coordinación armónica de los hemisferios cerebrales.

Los pacientes pudieron tener la oportunidad de montar a caballo, experimentando la hipoterapia como herramienta terapéutica útil para mejorar las diferentes sintomatologías que pueden presentarse a lo largo de la enfermedad. Personas en silla de rueda desde hace años pudieron desafiar sus propios miedos subiéndose en el caballo gracias a la ayuda de fisioterapeutas especializados que acompañaron de forma voluntaria en este día. Igualmente y durante toda la jornada los pacientes pudieron disfrutar de la compañía de los perros de terapia.

‘Movimiento y Harmonía’ ha sido una enriquecedora actividad, tanto a nivel personal como de grupo que ha supuesto para los profesionales, pacientes, familiares y cuidadores una experiencia innovadora aportando una nueva visión de trabajo con este tipo de pacientes. Todo ello ha demostrado que es posible hacer fisioterapia fuera de las salas convencionales con todos los beneficios que eso conlleva.