Nacho Avendaño: “Es un honor ser el Presidente del Consejo en MEU Madrid”

"Espero que los participantes se involucren mucho y que realmente no tengan miedo de decir todo lo que quieran decir", observa el Presidente simulado del Consejo de la Unión Europea

778
sede de las instituciones europeas. Europa Press

Nacho Avendaño se presenta tranquilo, reflexivo, pero certero en palabras. Su presidencia del Consejo de la Unión Europea en MEU Madrid será importantísima para que el debate fluya en una asamblea de ministros de exteriores con muchas cosas que decir.

¿Es tu primera experiencia como Presidente en un modelo?

No, ya fui Presidente en el anterior MEU Madrid y se me dio bien, así que me he vuelto a presentar. Estoy muy contento.

¿Es un honor ser Presidente en MEU Madrid?

La verdad es que creo que sí, es en una posición en la que en realidad no estás muy metido en la organización, en el sentido de que no hay que organizar nada, pero sí que estamos al lado de los participantes y tenemos que disponer todo lo que es el modelo, el cómo funciona, y llevarlo a la práctica. Es una posición muy importante.

Y la moderación del debate, que es fundamental para que fluya

Exacto, y la moderación es complicada porque lo fundamental es conseguir que los participantes debatan entre sí. Pero en ningún momento te puedes meter al debate, y eso a veces sí que es complicado.

¿Qué tiene que tener un buen Presidente?

Yo diría que sobre todo tiene que ser una persona muy atenta para ver qué está pasando en la Cámara, qué personas participan más y enriquecen más, cuáles deberían estar hablando y no lo hacen y, de alguna forma, saber hacia dónde va el debate: cuando se va a un tema que no es, hay que volverlo a encaminar.

¿Eres de esos Presidentes duros que llevan el procedimiento a rajatabla o eres de esos más laxos?

A ver, yo creo que uno puede ser duro, en cualquier caso hay que ser formal. Estamos en un simulación que trata de hacer ver qué sucede en las instituciones europeas, la formalidad no se puede perder en ningún momento. Y sí que es verdad que hay que ser estricto y seguir las normas de una forma que no entorpezca el debate. Siempre cabe el chiste y algo de flexibilidad, pero el debate tiene que ser formal.

Nacho Avendaño, Presidente del Consejo en MEU, en el auditorio de la Carlos III de Madrid.
Nacho Avendaño, Presidente del Consejo en MEU, en el auditorio de la Carlos III de Madrid.

¿Qué te atrae del MEU?

Pues yo es que, la verdad, empecé como participante en 2014 en un modelo que se hizo en la Carlos III y me apunté porque me pareció curioso y fíjate, me encantó. Me encantó porque lo junta todo, lo que es el debate, las relaciones interpersonales, pero también el negociar, el saber estar y el empezar a moverte en las instituciones europeas y aprender cómo funciona.

¿Y del tema?

A mi el tema me parece interesantísimo porque de ello no se suele hablar, suele estar muy en boca de todos pero nunca en boca de las instituciones. Creo que puede ser muy interesante y que puede dar muchísimo juego aunque es muy difícil de tratar.

¿Qué esperas de los participantes?

Espero que se involucren mucho y que realmente no tengan miedo de decir todo lo que quieran decir, de que hagan enmiendas y que no tengan miedo de nada. Parecería imposible que una directiva europea saliese, pero es lo que tenemos que buscar.

¿Cómo ve un Presidente del Consejo el euroescepticismo que está surgiendo después de la incursión en el Parlamento que se van a encontrar tus compañeros en la Cámara?

Muy triste y bastante increíble que se utilice una institución europea, que es para la unidad de todo el mundo precisamente para querer romper Europa. De alguna manera eso es un contraste.

También se usa el Congreso para criticar el Congreso

Pero la crítica que se hace aquí es una crítica que, te guste o no, es constructiva. Esa es la crítica que haría grande a la Unión Europea, que haya personas críticas que traten de construir. Pero en Europa se destruye.

Qué papelón le toca al Ministro de Exteriores de Reino Unido

De hecho tengo mucha curiosidad por cómo lo va a llevar en el modelo, porque ya de por sí está siendo un tema muy complicado… En el modelo va a ser tremendo y espero que sea una persona que sepa mucho del tema y sepa desenvolverse bien en ello.

Es la gran expectación para mi

Sí, yo tengo muchísima curiosidad y espero que sean unos debates muy interesantes, tienen todas las posibilidades de serlo, a ver qué tal.

¿Cual va a ser el gran enfrentamiento en el Consejo?

Sobre todo, dado el tema que tenemos hay muchísima discrepancia dentro de estados de la UE. Hay un montón de estados que lo tienen regulado, otros no regulados, otros prohibido… En Lituania está prohibido; en Austria y Alemania está regulada; En España está despenalizada… Hay muchas visiones sobre el tema e intentar unificarla va a ser muy complicado.

¿Qqué te lleva a un MEU en 2014?

A mi me interesaba ya de por sí el tema de la UE y yo siempre he sido un europeísta convencido, cuando vi la oportunidad de ver algo más de las instituciones fui a por ello.

Dos años después, ¿cómo animarías a participar?

Animaría a participar a la gente que quiera aprender y, además, para mí, me parece imprescindible para cualquier europeo, pues, al fin y al cabo, tenemos que saber las instituciones que nos rigen. Conocer de dónde sale esa legislación europea es fundamental. Todo el mundo, sea del ámbito que sea, tiene que estar al tanto. Normalmente vienen estudiantes de Derecho, de Políticas… y creo que es bueno que vengan los arquitectos y los ingenieros, aunque esto pueda parecer más interesante para los juristas, esto es algo que afecta a todo el mundo.

Claro, no todo el mundo estudia derecho, pero todo somos ciudadanos y ciudadanas…

Exacto.

¿Se debe conocer a las instituciones con el fin de poder utilizarlas?

Completamente obvio, si uno no conoce las instituciones en ningún momento puede utilizarlas. Están ahí para los ciudadanos y nuestra obligación como ciudadanos es conocerlas para utilizarlas.

Gracias, Nacho.

A ti.