OCU advierte de los riesgos de blanquear los dientes con carbón activado

OCU recuerda que el carbón activado es un ingrediente abrasivo y existe el riesgo de que, a la larga, desgaste el esmalte o cause recesión de las encías y sensibilidad dental.

136

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) advierte de los riesgos que supone utilizar de manera habitual y continuada carbón activado para blanquear los dientes.

A pesar de que algunos productos prometen blanquear la sonrisa, eliminar las manchas del esmalte y rebajar varios tonos su color gracias al efecto del carbón activado, la Organización de Consumidores advierte de que la realidad es mucho menos prodigiosa y que además su uso puede suponer algunos riesgos.

Por un lado, OCU recuerda que este tipo de productos, ya sean en formato pasta o polvo, son abrasivos y aunque pueden blanquear ligeramente los dientes al quitar las manchas causadas por el café o el tabaco, su acción es solo superficial y no aclaran manchas más profundas ni cambian el color de los dientes.

Por otro lado, la Organización advierte de que el uso continuado de este tipo de productos, debido al efecto abrasivo del carbón, puede provocar a largo plazo el desgaste del esmalte, una recesión de las encías y sensibilidad dental.

Por último, OCU advierte de que seguir las recomendaciones de uso de algunos de estos productos, en las que aconseja su empleo dos veces al día, puede suponer en la práctica la sustitución de la pasta de dientes e impedir con ello la correcta higiene bucal que estos blanqueadores no garantizan.