#PicOfTheDay: claves para destacar en la fotografía móvil

Energy Sistem presenta el decálogo definitivo para que tus imágenes de las vacaciones sorprendan en las redes sociales

358

A pesar del descontento de los más puristas, atrás quedaron los tiempos en los que las fotografías se tomaban con una cámara tradicional. El smartphone, por su rapidez, comodidad y facilidad, ha escalado puestos y se sitúa como el dispositivo favorito para capturar momentos. Pero si además de aprovechar la libertad y espontaneidad del móvil quieres conseguir la mayor calidad de imagen, hay que hacer algo más que enfocar y disparar. Varios expertos de Energy Sistem te ayudan a aprovechar al máximo tus habilidades en fotografía móvil.

Di adiós al zoom: resta mucha calidad a la imagen. “Opta por acercarte tú mismo al objeto y modificar el encuadre; de otra manera se perderá calidad”, señala Josep Mendieta, retocador fotográfico en Energy Sistem.

El flash, solo para emergencias: rara vez producirá imágenes realmente bonitas. “Los colores se modifican, la imagen se aplana y la iluminación uniforme producida por el flash puede destruir la imagen por completo ya que el primer plano brillará prácticamente en blanco y el fondo se desvanecerá por completo”, afirma Mendieta. El flash, resérvalo para la discoteca; y si necesitas realizar tomas en exteriores con poca luz, prueba a usar el modo nocturno del Energy Phone Pro 3.

Estabiliza la imagen: la foto parecía buena, pero al visualizarla en el ordenador o preparla para editar, está ligeramente borrosa. “A menos que estemos tomando imágenes bajo muchísima luz, lo mejor para evitar la trepidación -, vibración producida por la mano-, es utilizar un pequeño trípode”, afirma Rocío Díaz, fotógrafa de Energy Sistem. Otra opción es apoyar la cámara –o tu propio cuerpo, siempre manteniendo los codos pegados al torso- contra una superficie firme, como una pared.

Si estás creativo, utiliza accesorios: “existen lentes de todo tipo, desde ojo de pez hasta teleobjetivos, que se pueden incorporar a nuestro smartphone y cambian totalmente la perspectiva de la fotografía. La versión económica es crear tus propios filtros con plástico y rotuladores de colores, y colocarlos alrededor de las ópticas de tu dispositivo”, aconseja Díaz.

Los retratos, mejor durante las primeras horas de la mañana o cuando va a oscurecer: “A mediodía, cuando el sol se sitúa sobre tu cabeza, hace que las sombras de los rostros sean más definidas y duras”.

¿Problemas de ruido? Abraza el blanco y negro: tomar fotos en condiciones de muy poca luz a menudo genera píxeles visibles en la imagen –y a veces hasta anomalías cromáticas-. “La solución, convertir la imagen a escala de grises; mejorará la percepción de la imagen en general”.

Sitúate frente a la luz: nunca pierdas de vista la mayor fuente de luz que dispongas (el sol, un foco o una ventana) y colócala siempre frente al objeto o sujeto que quieras capturar. Solo tú –o el fotógrafo- puede quedarse a contraluz.

El retoque es tu amigo: “Aplicaciones tan conocidas como Adobe Photoshop Express o VSCO ya están disponible en Google Play de forma gratuita. Rápidas y fáciles de usar, te permiten dar un toque diferente a las imágenes creando un color único para cada una de ellas con un solo toque de pantalla”. Otras apps como Afterlight o Snapseed pueden convertir las fotografías más sosas en una imagen digna de