Quironsalud Sagrado Corazón realiza con éxito una intervención de alargamiento de fémur

Con esta técnica se consigue alargar el fémur hasta 15 centímetros.

99
alargamiento femur_instrumental

El servicio de cirugía ortopédica infantil de Quirónsalud Sagrado Corazón realiza con éxito una intervención de alargamiento de fémur pionera en la sanidad privada andaluza.

Según explica el doctor Javier Downey Carmona, especialista en cirugía ortopédica infantil de Quirónsalud Sagrado Corazón- Orthopediatrica-Ihp, responsable de esta intervención, “Se trata de una compleja cirugía ortopédica denominada distracción ósea endomedular con clavo de elongación electromagnético que consiste en insertar un clavo dentro del hueso (en este caso el fémur) para ir aumentando su longitud y corregir la discrepancia con el fémur contralateral”. Con esta cirugía, continúa Downey, “se tratan los defectos de longitud entre miembros, en el caso del paciente intervenido es un defecto congénito femoral de origen desconocido, un trastorno de la extremidad en desarrollo”.

El caso intervenido en Quirónsalud Sagrado Corazón apunta Downey, “se trata de un niño de trece años, con un defecto congénito que ya se ha sometido a varias cirugías para reconstruir su fémur deformado y una vez conseguido comienza el proceso de alargamiento del mismo. Si el paciente no se realizara esta cirugía estaría condenado a portar un zapato con un alza de 16 centímetros toda su vida”. El especialista concluye que “para alargar esta cantidad de centímetros, lo mejor es intervenir lo más pronto posible ya que, con cada intervención de alargamiento, se consiguen, sin riesgo para el paciente, unos cinco centímetros. En este caso al paciente se le realizarán tres intervenciones, con un intervalo de seis meses a un año entre cada una de ellas”.

A la semana, el paciente comenzó el alargamiento. Gracias a la fisioterapia intensa, el paciente mantiene el rango de movilidad completo de todas articulaciones del miembro intervenido. Ha estado desplazándose con ayuda de dos bastones (muletas). Desde el primer mes, el paciente ha podido atender a su vida escolar.

Ventajas con respecto a la cirugía convencional

Según los especialistas, tradicionalmente esta cirugía se realizaba colocando un fijador externo (dispositivo de alargamiento externo que va anclado al hueso con tornillos y clavos) para alargar el hueso. Con el enclavado endomedular, el tornillo va por dentro, evitando posibles complicaciones que se pueden producir al tener el material por fuera de la piel como son el estigma estético (son muy aparatosos), posibles infecciones, además de las rigideces y cicatrices poco estéticas que se producen con el alargamiento.