UATAE Andalucía pone en alza el papel de la mujer dentro del trabajo autónomo

665
Andalucía al Día, autónomos OPA

Andalucía cuenta con 497.862 autónomos. De éstos tan sólo 172.075 son mujeres, una cifra que pone de relieve la desigualdad de género que, en Andalucía, se produce también dentro del trabajo por cuenta propia. El 34,56% de autónomos en Andalucía son mujeres. Por provincias, lideran el número de mujeres autónomas Málaga y Sevilla con 37.788 y 34.931 mujeres autónomas, y se queda a la cola la provincia de Huelva, donde tan sólo hay 8.945 mujeres dadas de alta en el RETA.

Por sectores de actividad, la agricultura supone la rama profesional más numerosa para las trabajadoras autónomas, nada sorprendente si tenemos en cuenta la importancia de este sector de actividad en Andalucía. El sector servicios también está presente, sobre todo en la zona de la costa y en las capitales andaluzas.

A nivel nacional, los datos reflejan que de cada tres autónomos, sólo uno es mujer. Las autónomas representan el 33,5% del total de autónomos del país, mientras que entre los asalariados la mujer representa el 48%, 14 puntos y medio menos de presencia entre los autónomos que entre los asalariados. Una diferencia que se hace todavía mayor entre los autónomos empleadores donde la mujer representa el 29,5%.

La mujer, los jóvenes y el medio rural, son ejes prioritarios de la acción de UATAE Andalucía que destaca la influencia de la mujer autónoma en el sector agrícola “un hecho evidente si tenemos en cuenta la actividad productiva de Andalucía, aunque hay que potenciar medidas que impulsen el papel definitivo de la mujer como trabajadora por cuenta propia en el campo andaluz, teniendo en cuenta criterios de igualdad y condiciones de equidad con el autónomo agrícola”.

UATAE Andalucía reclama, por ello, a las administraciones y, en especial, a la Junta de Andalucía que ejecute más programas de acción para acabar con los índices de desigualdad que arrastra la mujer en el medio rural andaluz, “donde se concentra la mayor parte de la población andaluza y donde la mujer sufre una doble discriminación, por ser mujer y por vivir en zona rural que, como todos sabemos, no cuenta con las mismas oportunidades que la población más urbana”.

Así lo señala el secretario de Organización de UATAE Andalucía, Pepe Galván, que recuerda “nuestra organización trabaja para potenciar el papel de la mujer autónoma, para lo que es necesario también que se abra el crédito y la financiación para aquellas mujeres que quieren emprender por su cuenta y ser su propia jefa”. En este sentido, Galván destaca que “nadie mejor que la mujer sabe las dificultades que existen para la conciliación de la vida laboral y familiar, asunto todavía más difícil para los trabajadores autónomos, por lo que las autónomas pueden jugar un papel fundamental para articular medidas de conciliación si son sus propias jefas”.

Por último, Pepe Galván ha reclamado “igualdad de trato” con las mujeres autónomas, “las barreras que hemos ido derribando en este sentido, deben quedar cada vez más lejanas, por lo que UATAE Andalucía reclama el mismo trato para las autónomas que para los autónomos ya que no sería de recibo que por ser mujer, una autónoma reciba diferente trato en su negocio o proyecto de empresa”.